Si una espalda densa quieres tener, remos debes hacer

Remos para una espalda densa y fuerte

Hoy vamos a hablar de la importancia que tienen los remos para un desarrollo completo de la espalda. Veremos algunos que incidirán más en la musculatura escapular y otros que lo harán sobre el dorsal. Como dato extra, os diré que los remos suelen predominar 2:1 respecto a las tracciones verticales (dominadas, jalones al pecho).

Remo T con apoyo

Si nos ponemos a analizar este ejercicio, nos daremos cuenta que reúne las condiciones necesarias que deberían tener todos. Estabilidad, buen perfil de resistencia y alineación. 

El apoyo que tiene para el pecho nos permite estar muy estables, eliminar la tensión de los extensores torácicos y tener un mayor estímulo en nuestros músculos. Este apoyo en el pecho viene para ponerlo a dos alturas distintas y dependiendo de lo altos que seamos lo situaremos en el punto más bajo o alto. 

A la hora de colocar los pies tenemos varias opciones como situarlos en los apoyos que vienen en la máquina (en mi caso me siento incómodo en ellos), en el suelo para tener todavía más estabilidad o situar unas rampas o soportes bajo la máquina para ajustar la altura a la que estemos y realizar el movimiento de forma cómoda. 

Remo con agarre neutro (énfasis dorsal)

Analicemos cómo realizar el movimiento. Tenemos que acompañar el tirón con una extensión torácica ya que así mejorará la alineación y el estímulo se irá más al dorsal en lugar de al bíceps (aunque entra en juego). Dependiendo del tipo de agarre que escojamos estimulamos más el dorsal (neutro) o la musculatura escapular (abierto), ambas con una correcta alineación. El gran diseño de esta máquina ajusta el perfil de resistencia a la perfección, siendo más difícil en la parte de estiramiento donde el músculo no tiene tanta capacidad de producir fuerza, y a mitad del rango de movimiento cuando es más fuerte. Conforme subimos y el músculo se acorta la máquina te facilita el movimiento ya que la carga se acerca al eje y los kilos en la parte de arriba no suponen lo mismo que abajo a pesar de que el músculo es más flojo en acortamiento.

En resumen estamos ante un ejercicio muy bueno para trabajar toda la musculatura de la espalda y que se adapta prácticamente a cada contexto.

Remo Pendlay

Esta variante de remo se suele utilizar a repeticiones bajas y con cargas más altas. El ejercicio consiste en llevar la barra hacia la zona del ombligo (dorsal) o una zona más alta para enfatizar la espalda alta a través de una extensión de hombro y una flexión de codo. Los pies los colocamos a la anchura de las caderas y el ancho del agarre debe ser similar al de nuestros hombros y tenemos que colocar el torso lo más horizontal posible. Controlar tanto la fase concéntrica como excéntrica y en esta última llevar la barra abajo hasta apoyar los discos en el suelo. 

Posición inicial Remo Pendlay

Remo 90º

Esta variante es muy popular en el mundo fitness y es muy parecida a la comentada anteriormente. La diferencia es que en la fase excéntrica no llegamos abajo y mantenemos en tensión los erectores espinales por lo que suele utilizar repeticiones más altas con una carga más baja.

Remo unilateral con mancuerna

Para realizar este remo nos situamos sobre un banco que esté un punto inclinado para evitar resbalar con la mano. El pie lo situamos separado del banco con la puntera ligeramente hacia fuera para estar más estables y a partir de aquí llevamos el codo hacia la cadera con una trayectoria ligeramente curva.

Remo unilateral en polea con agarre neutro

Este ejercicio lo podemos realizar de forma unilateral o bilateral. Lo primero sería inclinar un punto el banco y situar el antebrazo libre sobre el respaldo para estar más estables. Los pies los separamos del banco para aumentar la base de sustentación y adelantamos el pie del lado que tracciona. La polea que esté un punto por debajo del hombro y que la línea de fuerza pase por el bíceps para aislarlo aunque siempre se activará algo. Este ejercicio por sus características lo podemos realizar en un rango medio-alto de repeticiones.

En cuanto a las tracciones se suele utilizar un ratio 2:1 a favor de las horizontales (remos) respecto a las verticales (jalón al pecho).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba
Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
Fuerza Eficiente
Hola 👋
¿En qué puedo ayudarte?